La Calibración Energética es una técnica canalizada que nos permite sintonizar la frecuencia de nuestro diseño energético con la del planeta y con la de nuestro sistema solar, aumentando nuestra tasa vibratoria y permitiéndonos subir frecuencia a cuarta dimensión y prepara al diseño energético para ascender a quinta.

¿Qué es la calibración energética?

Todo lo que nos rodea, nosotros mismos, los alimentos que tomamos, los astros, es energía en movimiento. Estamos dentro de corrientes energéticas que evolucionan en un aumento constante de la frecuencia vibratoria. Estamos inmersos en océanos de energía a veces a nivel planetario, algunas, incluso, a mayor escala.
Esta técnica canalizada nos permite sintonizar la frecuencia de nuestro diseño energético con la del planeta y con la de nuestro sistema solar, aumentando nuestra frecuencia vibratoria. Esta actualización en base a las nuevas energías, permite que puedas vivir este momento de cambio desde un prisma de fluidez y no de resistencia y sufrimiento. 

¿Quién puede acceder a la Calibración energética?

Cualquier persona que esté buscando fuerza para el cambio, que quiera dejar atrás el pasado y empezar desde un nuevo enfoque.
Pueden acceder a ella mujeres embarazadas (los bebés se beneficiarán del equilibrio logrado por la madre). Es muy aconsejable para las personas que están experimentando algún tipo de enfermedad o desequilibrio personal. Aunque no es una técnica de curación, el beneficio y la armonización de la energía siempre beneficiará cualquier proceso de desajuste personal.

¿Qué beneficios puede aportar?

El universo está en constante evolución, todos los elementos que hay en él, desde el más grande al más diminuto evolucionan de manera rítmica siguiendo un patrón de evolución energética. Cuando se produce un desajuste entre el estado vibratorio del medio en el que nos encontramos y nuestra propia energía, sentimos que nadamos a contracorriente, que los proyectos que emprendemos no fluyen.
Nuestro desajuste vibratorio se manifiesta, en primer lugar, a través de nuestra conciencia, no estamos alineados con la evolución consciente del mundo que nos rodea, y eso provoca una sensación de desasosiego y de no encontrar nuestro lugar en lo que sucede a nuestro alrededor. El principal beneficio de la calibración, es situarnos en un estado de alineación en el que el viento sople de cola, en el que la vida misma nos empuje y nos ayude a ir en la dirección correcta, en aquella que nos hace sentir plenos.

¿Cómo se facilita en formato presencial?

La calibración energética se realiza en tres sesiones distintas. Quien las recibe se tumba en una camilla y se acomoda en una postura relajada y cómoda. No se realiza ningún tipo de contacto físico. Durante el proceso de equilibrio energético, se armoniza la frecuencia energética, se restaura el diseño original de nuestro propio Ser y se activan energías y sistemas que permanecían inactivos antes de las sesiones.
Cada sesión suele durar unos 45 minutos en total. Es frecuente que quien recibe la sesión se duerma durante el proceso, no es ningún problema, todo lo contrario, puede resultar muy reparador y facilitar el proceso.

¿Cómo se facilita la calibración a distancia?

La calibración a distancia tiene lugar de la misma forma que presencialmente, se lleva a cabo en tres sesiones. Se concierta una hora de inicio para cada sesión. Igual que en el caso de la presencial, se buscará que quien recibe la calibración esté en una postura relajada, a ser posible sobre una superficie plana.

¿Cómo es la experiencia para quien la recibe?

Cuando se produce la armonización de los patrones energéticos, comienza un cambio en nosotros. La transformación puede comenzar desde el mismo momento en el que se recibe la calibración. En muchas ocasiones, la calibración energética es sinónimo de un viraje en la dirección en la que fluye nuestra energía. Pueden eliminarse directamente formas energéticas que ya no necesitamos en nuestra evolución, o pueden aflorar otros aspectos que residían en nuestro inconsciente, y que afloran para que tomemos conciencia de ellos y sean liberados.
El viaje empieza a nivel sutil, y los cambios que se producen a este nivel, terminan por expresarse en nuestra consciencia y en nuestra propia vida. No es preciso darse cuenta de todo este proceso, muchas veces, de hecho, la mayor parte de lo que sucede lo hará al margen de nuestra consciencia. Lo importante es que esos ajustes terminaran tomando forma de una manera u otra.



Así definen la calibración quienes la han recibido.
“Siento mayor certeza en lo que debo hacer”
“Se está ordenando mi vida”.
“Siento que los problemas no me desequilibran tanto, los vivo con mayor distancia y comprensión”.
“Aspectos que tenía bloqueados y atascados, se han empezado a movilizar y a colocar”.
“Siento mayor paz interior”.

Si quieres profundizar más sobre la calibración energética puedes hacerlo en el siguiente enlace:

También puedes descargarte de forma gratuita el libro “Un nuevo tiempo, Un Nuevo Mundo”